"Estoy a favor de los derechos de los animales al igual que de los derechos humanos. Es la única manera de ser un humano completo".

- Abraham Lincoln


En algún lugar, bajo la lluvia, siempre habrá un perro abandonado que me impedirá ser feliz.

martes, 26 de abril de 2011

Gastón Reggaeton alias "El Inmortal"


Un día, me encontraba camino al Condado y en la bajada antes de la curva para la gasolinera, vi que un hombrecito humilde se cruzaba la calle arrastrando algo en un cartón (los carros ni paraban... clásico), un bulto negro, entonces pensé "gente no es, ya hubiera parado una ambulancia o un patrullero por lo menos", entonces me regresé y entré donde vi que habían puesto el cartón, era un perrito... estaba en shock el pobre, lleno de sangre, temblando, sin poder pararse, mojado.... así que le pregunté:

-     es suyo el perro?
-     no, me dijo, lo vi atropellado y me dio pena... a quien llama?
-     (estaba en el teléfono), al Pato Borja a que me mande el veterinario...

era el 16 de enero, es imposible comunicarse con el Pato en enero le dije, porque se que está en los EEUU y los programas que se oyen son grabados (el Pato Borja tenía lo del veterinario que ayudaba gratis, el famoso Dr. Animal)

Así que me acerqué al perrito, estaba en shock el animalito, intentamos darle un pan o algo a que se calme y nada, así que le dije "preste el perro, me lo llevo a mi veterinario", este hombrecito (creo que era albañil) trajo guantes de cuero de los que se utilizan para manejar hierro porque el perrito le había querido morder al subirle al cartón (claro, por el dolor)…

Lo subí al auto, puse la calefacción a full para que le pase un poco el frío y volé hacia mi veterinario, ese que es en la Brasil una cuadra al norte de la Carvajal en la subida al Bosque, a lo mejor se acuerdan de él ahí.

Ahí lo atendieron, le sedaron un poco, le empezaron a limpiar y todo. Tenía que irme a una reunión, así que les dije que hagan todo lo necesario, que lo estabilicen que yo regresaba. En la tarde volví y ya estaba más tranquilo, pero no podía moverse, el veterinario me dijo que si quería que le tome radiografías y todo para ver que le pasaba, CLARO!!! Le dije…

Al día siguiente fui en la tarde a ver las radiografías (en realidad iba como 3 o 4 veces al día, como a visitar enfermito), y ahí es que decidí.... en la radiografía del codo delantero izquierdo se veía que  estaba el hueso roto 1 cm más abajo del codo, eso es fácil de arreglar cierto? le pregunté, y me dijo que el hueso si, el problema eran los ligamentos, se habían arrancado... hay solución? si, me dijo, operamos y le ponemos unos arclajes (creo que era así el nombre) que son como ligamentos, pero de acero quirúrgico.... OK DELE!!!

Entonces fue cuando me enseñó la otra radiografía, la de la cadera.... la mitad izquierda estaba partida en 3 pedazos.... pobrecito... ese rato se me hizo nudo la garganta (y el corazón). Le pregunté si tenía arreglo, me dijo que con cirugía, pero que era costoso, y que la decisión era mía.... le pregunté que edad tenía el perrito y no sabía (porque hay veces que la recuperación de una cosa de estas es más dolorosa en un perrito de edad avanzada y el fin es evitar que el animalito sufra), así que fuimos ese rato a verle, con todo el dolor que tenía ese pobre animal, NUNCA intentó morderme... llegué, le metí los dedos en el hocico para verle los dientes (el veterinario no se había atrevido a hacerlo), y me dijo que tenía cerca de 3 años.... y dije.... OPERE!!!

Así pasó el pobre Gastón nombre que le puse porque bueno ya lo sabrán…

En recuperación, le pelaron, le vendaron, le encerraron, le inyectaron.... y el animalito se dejaba hacer todo. Nunca, pero nunca me intentó morder, ni siquiera cuando le enderecé la patita estirada apenas llegado al veterinario (sin saber lo de la rotura del coxis).

El doctor me cobró más barato por ser un perrito recogido, pero de todas maneras si salió carita la operación, los cuidados, los días de hospitalización, la comida y las medicinas.

Bueno, finalmente salió para la casa a su jaula, le tuve que construir una jaula de 1.5 x 1 mts, para que no se pueda mover hasta que la cadera se suelde bien.

Sacarlo todos los días cargado a hacer sus necesidades y eso, limpiarle con toallitas húmedas (porque no había como bañarlo) cuando se ensuciaba.... y yo para esto viviendo en departamento.

Se llama Gastón Reggaeton alias "El Inmortal"....

Gastón por lo que costó en veterinarios, Reggaetón porque con la cadera malita se quedó como medio pat`e cumbia, y el inmortal porque, como la patita delantera, la del problema del codo, no le quedó bien, pasaba con la patita recogida, por eso, como "NUNCA ESTIRARÁ LA PATA" es inmortal :-D

Gastón fue mi ancla. Ahora que vivo fuera del país lo que más extraño es a mi Gastón, él me salvó… veo gente con perros acá y lo primero que hago es acercarme a jugar con ellos....

Antes de saber siquiera lo de venir para acá, me hice amigo de un gringo, que le encantó mi perro, y cuando se enteró que venía me lo pidió (claro, preguntando si lo iba a traer o no), así que lo llevé a la casa de el unas 3 o 4 veces hasta que se acostumbre y se haga amigo de las 2 perras y un perro más que viven ahí.

Le hice saber que no le entregaba un animalito ni que me estaba deshaciendo de un mueble, que le estaba entregando a mi bebé y que solo lo hacía porque sabía lo bien que iba a estar con él.

Mi familia lo ha ido a ver unas pocas veces, en navidad y en su cumpleaños (la fecha en que se lo recogió, 16 de enero) lo iban a ver y le llevaban algo de comer o un juguete.

Un par de amigos de mi hermano han ido al Mosaico y se lo encuentran ahí, es más, a uno de ellos el Gastón lo reconoció y se le acercó.

Sabes quien es el gringo? Se llama Alex Karras, es el dueño del Café Mosaico, el del Itchimbía, y ahí vive el Gastón. Es un tipazo, el también ha recogido animalitos (no solo perros, gatos también).

Si algún rato vas al Café Mosaico, pregunta por Gastón, dile a Alex que fuiste a visitarlo.

Hay veces que toca desprenderse de lo que uno más quiere...

Bueno, eso es mi Gaby, ahí te mando unas pocas foto de él en el veterinario y unas de después.
Yo no conocía a Pablo, solo sabía que era un amigo muy querido de mi marido, por cosas de la vida y gracias a FB nos hicimos amigos y es ahí cuando tengo que reconocer que FB tiene más cosas positivas que negativas…Me he topado con personas maravillosas que comparten mis mismo intereses y que han llegado a ser extremadamente cercanos, personas a las que puedo contarles cuando estoy bien, cuando me siento triste y tenerles una confianza absoluta. Esta historia la leí en voz alta desde el teléfono un sábado que paseaba con mi familia e inevitablemente se me fueron las lágrimas por darme cuenta que si hay personas que se preocupan y se interesan por los más indefensos.
Mis hijos y mi marido solo me miraban mientras contaba la historia y me veían asombrados cuando se me iban las lágrimas y al rato me reía a carcajadas sin entender lo que estaba sintiendo.
Por supuesto fuimos a visitar a Gatón, lastimosamente no lo pudimos conocer en persona porque mimado como es, se lo llevaron a vivir a casa de Alex…Sigo esperando las nuevas fotos…

3 comentarios:

  1. Te felicito Pablito por ser diferente a los demás, por darle esa oportunidad de vida a Gastón.

    ResponderEliminar
  2. Pucha!
    Antes de finalizar febrero estuve en el Mosaico y al subir las escaleras me encontré con el Gastón!
    Wow... Las lágrimas siguen cayendo!
    A

    ResponderEliminar
  3. Gracias a Dios porque aún existe gente consciente como tú...en verdad gracias..no solo por Gastón si no por todas las personas a las que nos has sacado una sonrisa y varias lágrimas al leer esta historia... te felicito por ser un gran ser humano y demostrar aún existe gente con corazón y sentido común, que Dios te llene de vida y felicidad...

    ResponderEliminar